Qué hacer si mi hijo no quiere tomar leche

Alberto Vela 22 de diciembre de 2017
0 personas les gusta este post

Durante los primeros años de vida, y fundamentalmente durante los primeros meses, la leche es el alimento más importante en la vida de los niños, ya que les aporta el calcio necesario para que sus huesos crezcan fuertes y saludables.

Sin embargo, al dejar el pecho o el biberón, muchos niños no quieren probar leche en ninguna variante y entonces los padres comienzan a desesperar.

Cuánta leche debe beber un niño por día

Se recomienda que las ingestas no superen el litro de leche al día, ya que el calcio interfiere en la absorción de hierro, por lo que si se bebe leche en exceso el niño puede presentar carencias de este mineral.

Lo ideal, después de un año de vida, es que el niño consuma aproximadamente 500 ml al día (lo que equivaldría a dos vasos). Esta medida aporta la cantidad suficiente de calcio que debe consumir un niño de 1 a 3 años (500 mg por día).

En niños mayores, se debe agregar algún derivado con calcio, ya que se deben incorporar a la dieta 800 mg de calcio cada día. Se debe tener en cuenta que también el queso, el requesón y la mayoría de los postres para niños poseen calcio.

Cómo incorporar la leche a la dieta

A muchos niños les desagrada el sabor de la leche y en ese caso, no debemos forzarlos. Debemos buscar una alternativa que les aporte lo que necesitan y les resulte agradable. Algunos pequeños prefieren agregarle chocolate en polvo, vainilla u otro saborizante, en ese caso, no hay problema.

Se le puede incorporar lo que sea, siempre que sea en una cantidad pequeña y evitando adicionar azúcar. Pero si aún así los niños no quieren tomarla, se pueden cambiar por preparaciones con un alto contenido de leche.

Para reemplazar la leche en el desayuno y la merienda, se puede optar por un postre saludable a base de frutas con leche. Existen varias opciones: licuar frutas que al niño le gusten con la leche, colocar en un recipiente y freezar, o servir al natural. También se puede cambiar por yogurt natural o de sabores.

En las comidas, se puede incorporar queso en diferentes presentaciones a todas las preparaciones. El queso rallado y el queso crema son los más elegidos, ya que pueden agregarse a todo tipo de alimentos y quedan muy sabrosos. Las salsas para pastas también pueden hacerse a base de leche o queso crema, y quedarán ricas y saludables.

 

CategoríaBebé
  • 0
  • 250

Leave your comment