¿Qué comer durante el embarazo?

Alberto Vela 22 de diciembre de 2017
0 personas les gusta este post

Alimentación en el embarazo

Durante el embarazo, la mujer come por dos personas y pese a que los médicos recomiendan que el consumo de alimentos durante los meses de gestación no varíe, esto no significa que no tengas que tener una alimentación equilibrada y reducir alimentos nocivos para el organismo.

Normalmente se debe aumentar el consumo de proteínas, minerales, calcio y vitamina C, no sólo para protegerte a ti, sino para que el feto crezca fuerte y sano. Las cantidades a ingerir varían en cada tipo de mujer, pero aquí te damos unas básicas para el día a día.

Alimentos a ingerir

  1. Aceites y productos grasos: estos han de ser por supuesto no saturados. En general son imprescindibles para cocinar y son recomendables, pero durante el embarazo procura reducirlos a dos cucharadas diarias.
  2. Fruta y verduras: el mínimo para una persona normal es de dos piezas diarias, por lo que para una embarazada es obligatorio tomar un mínimo de cinco porciones diarias.
  3. Cereales y pan: consume siempre que puedas en el desayuno y en las comidas, por ejemplo comete un bol de cereales y cuatro piezas de pan. Si éstas además son integrales, mejor.
  4. Leche y sus derivados (yogures, quesos…): come en especial el queso fresco (mejor que cualquier otro), los yogures naturales y bébete dos litros de leche al día (ya que el calcio es vital en el embarazo).
  5. Carne, pescado y huevos: el consumo de proteínas también es muy importante durante esos meses. El consumo de carne, pescado y huevos también tiene que aumentar. Consume dos porciones de tamaño considerable de carne o pescado o dos huevos.

Una vez des a luz, aumenta el consumo de lácteos, para proporcionar al bebé una alimentación adecuada.

¿Y las mujeres qué son vegetarianas?

Aquellas mujeres que han decidido retirar de su alimentación el consumo de carnes y pescados, deberán aumentar el de otros alimentos, para evitar riesgos de carencia de proteínas.

  1. Pan y cereales: procura aumentar la dosis a seis o siete porciones. Toma tres cucharadas de nueces, almendras o semillas diarias. Pues necesitarás compensar la carencia de proteínas que dejas de ingerir al no consumir carne, ni pescado.
  2. Huevos: añadido a lo anterior, deberás consumir al menos un huevo diario.
  3. Verduras y fruta: las piezas de fruta que deberás comer son de un mínimo de cinco piezas al día, aumentando las que tienen vitamina C (como la naranja, el kiwi), otros ricos en caroteno y verduras de hojas verdes. Añádele un mayor consumo de zanahorias y albaricoques.
  4. Leche: como ocurre en el caso anterior, amplía su consumo a dos litros de leche al día (si no quieres consumir nada que sea de origen animal, intenta beber dos litros de leche de soja y derivados de la misma).
CategoríaEmbarazo
  • 0
  • 231

Leave your comment